DestacadaOpiniónTabasco

Solución a las inundaciones en Villahermosa

Los llamados “Pozos Letrina”, que sirven para inyectar al subsuelo líquidos que no se pueden verter a los ríos, a mucha profundidad, más de 3,000 m, poderla bombear al subsuelo de manera rápida y eficiente.

Por Alfredo Aguilar

Geólogo

Villahremosa.- Sí, la hay. Los habitantes de Villahermosa han enfrentado dos terribles inundaciones: una a principios del mes de octubre del 2020 y otras los últimos días de este mes.

Reconozco que yo no sufrí de estos estragos, pero me da mucha pena lo que mucha gente está sufriendo por sus pérdidas materiales: autos, muebles, ropa, etc.

Pensando cómo dar solución a estas desgracias, que en lo futuro serán recurrentes por el Cambio Climático, y como estudioso para ingeniar dar solución a esto, creo que ya lo tengo.

Independientemente del Plan Hidráulico, que ya he presentado en reciente entrega, donde con la rehabilitación del cauce abandonado del Rio Seco que corre de Cárdenas a Dos Bocas, Paraíso, solución que reduciría el volumen de agua que inunda Villahermosa, ahora les presento una solución para la capital tabasqueña, donde la mano humana y el crecimiento de la mancha urbana, ha modificado el drenaje original, ocasionando que se formen literalmente pozas, albercones o  mini cuencas citadinas, donde como resultado de esto, el agua se estanca y no se mueve, ocasionando los resultados conocidos.

La solución

Existen al menos 20 colonias que se inundaron por estos motivos, y aun cuando existen cárcamos ubicados en ellas que debieran eliminar el agua excedente, no lo hacen por diversos factores: falta de mantenimiento e insumos en estas instalaciones, motores inadecuados para este proceso, etc., que están imposibilitados para realizar su función, porque la otra, ¿a dónde conducen esas aguas excedentes? No hay a donde porque por lo general se envían a terrenos más bajos o a los ríos, que, por estar colmados de materiales por falta de dragado, ya no pueden recibir más agua, y entonces inundan otras áreas. Un total circulo vicioso.

Reconociendo las áreas donde estas aguas se concentran, sería viable seleccionar un punto estratégico en esos sitios, asociándolos a un sistema de captación y direccionamiento, y ahí perforar un pozo profundo (de no más de 1,000 metros de profundidad o menos), que al igual que como se hace en la industria petrolera con los llamados “Pozos Letrina”, que sirven para inyectar al subsuelo líquidos que no se pueden verter a los ríos, a mucha profundidad, más de 3,000 m, poderla bombear al subsuelo de manera rápida y eficiente.

El costo de estos pozos será bajo, y se tiene en la industria petrolera conocimiento y experiencia para ello. Como siempre, se requiere de la voluntad política, para que esto lo realice gente honesta, y que, como otras obras, no caiga en manos de tranzas, donde exista reparto de dineros entre ellos y la administración pública.

La capacidad de las bombas de inyección y profundidad de los pozos, dependerán de los estudios geológicos y de los datos de los volúmenes de agua de lluvia que se hayan reportado. Ahí lo dejo para que todos se enteren.

Relación de fotografías:

Foto No 1: Imagen de unas de las áreas inundadas entre el 29 y 31 de octubre el 2020 en Villahermosa, Tab.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba